• Lumni Team

Tener pareja en la universidad no es misión imposible

Estar en una relación debe ser una experiencia feliz y tranquila, pero todo se complica un poco cuando a tu noviazgo debes sumarle tus compromisos con la universidad. ¿Cómo organizar el tiempo? ¿Funcionan las relaciones en la universidad? Para celebrar el #DíaDeSanValentín, escribimos este artículo donde queremos ayudar para que todas las relaciones sobrevivan a los exámenes finales.


Todos tenemos ese amigo de la universidad que lo vemos involucrado en todo. Es representante estudiantil, está en un grupo de investigación, saca buenas notas, hace deporte, come sano, entrega sus trabajos a tiempo, es muy buen hijo, sale de fiesta cada viernes y adicional, tiene una relación súper estable. Y todos nos preguntamos: ¿cómo hace? 🤔


Porque en medio de los exámenes, el estudio, las clases y los demás compromisos que tenemos como jóvenes, una relación puede llegar a ser difícil si no sabemos organizar nuestro tiempo y nuestras prioridades.


Así que si este es tu caso, en el que estás ahogándote con los pendientes de la u, no te queda espacio para nada y adicional debes dedicar tiempo a tu pareja, lee los consejos que tenemos para ti.


1. Ten claras tus prioridades:

Tu pareja no lo es todo, y eso lo debes saber desde el principio. No es sano que estés en una relación donde tu vida profesional queda dejada completamente de lado. Y lo mismo ocurre en caso contrario: tu carrera tampoco lo es todo y las personas que te quieren, son un pilar fundamental para mantener un equilibrio. Y esa es precisamente la clave, el equilibrio.


Distribuye y organiza tu tiempo de manera que puedas dedicarte tanto a tu pareja como a tu estudio. Puedes destinar un día del fin de semana para estar con tu novio o novia y el resto de tiempo lo puedes dividir entre tu familia, amigos y estudios.


Por otro lado, ten una comunicación muy clara con tu pareja, establezcan no negociables dentro de la relación y recalca la importancia que tiene para ti estar con esta persona, pero sin descuidar tus notas y demás aspectos de tu vida. Así que hablen cuando sientas que algún pendiente de la universidad no te permitirá pasar tiempo con ella, hagan acuerdos y, por ejemplo, tal vez en época de exámenes finales no se vean presencialmente, pero pueden hacer videollamada para estudiar juntos o conversar por un rato.

La clave es tener claras tus prioridades y conseguir un equilibrio en todos los aspectos de tu vida.


2. Ten tu propio espacio:

Como dijimos anteriormente, ni la relación ni la carrera son lo más importante. También es bueno que te enfoques en ti, que tengas tu tiempo y tus espacios donde te permitas hacer las cosas que te apasionan y compartir tiempo con tus otros seres queridos.


Y decir esto puede sonar muy sencillo, pero en la práctica, no lo es tanto. Lo que te recomendamos es que incluyas en tu rutina una actividad que te guste y que la puedas realizar en soledad o con las personas que desees.


Por ejemplo, si tu estilo de vida es más enfocado al fitness, en un tiempo libre en la universidad, puedes ir al gimnasio y hacer ejercicio. O, si por el contrario, tu hobby favorito es leer, puedes hacerlo en el transporte público mientras vas a clases, también, si lo tuyo son las películas, invita a tu novia o novio al cine para ver algo juntos.


La idea es que identifiques eso que te apasiona y que te conecta contigo, independientemente de tu pareja, y que saques el tiempo para hacerlo en tu día a día. Esto te permitirá tener un enfoque y evitará que tu mente y tu energía se vayan exclusivamente en los pendientes de la universidad y en los compromisos que tienes con tu pareja. Recuerda que si estás bien contigo, lo demás a tu alrededor fluirá de la mejor manera.


3. Integra la U con tu pareja:

Una relación no es únicamente para salir y demostrarse cariño, sino que también es una oportunidad para crecer en conjunto y potenciar las habilidades que ambos tienen.


Por esto, si sientes que la universidad no te deja mucho tiempo para estar con esa persona, hagan citas de estudio y júntense a adelantar pendientes, a estudiar y a terminar los compromisos de la universidad. De esta manera pasarás tiempo con tu pareja sin descuidar tu vida académica.


Incluso, estas sesiones de estudio en conjunto ayudan a fortalecer la relación y a crear ideas en conjunto que les permitan a ambos tener mejores resultados en sus trabajos universitarios.


Por otro lado, invita a tu novio o novia a una reunión familiar o a una salida con tus amigos, para que así puedas garantizar que le dedicas tiempo y energía a las personas que quieres y que te quieren.


4. Tengan espacios por separado:

Más allá de tener tiempo para ti, también es importante que tu pareja tenga su espacio para realizar lo que a él o ella le gusta y eviten tener una relación donde hay más dependencia que amor. Por esto, si por ejemplo asisten a la misma universidad, asegúrense de que cada uno tenga su grupo de amigos y estén en clases diferentes, también eviten verse todos los días y permítanse tener tiempo de calidad en separado.


Esto le da a cada uno la oportunidad de tener su espacio y va a generar que la relación no se vuelva monótona al estar juntos todo el tiempo.


Tu paso por la universidad debe ser una experiencia increíble y las personas que te acompañen en este camino, te deben traer la tranquilidad y la seguridad necesarias para superar esta etapa con los mejores recuerdos, así que en este #DíaDeSanValentín te invitamos a construir relaciones que sean para sumar y a que trabajes en tu relación más importante: la que es contigo mismo.

 

¡Financiamos tu carrera!


¡Síguenos en redes sociales!

Instagram

Facebook

LinkedIn

Twitter

51 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo